SEXUALIDAD PARA PADRES

Es responsabilidad de los padres compartir con sus hijos e hijas información sobre los temas de sexualidad de acuerdo a la etapa de vida que están pasando

Desde la niñez se les debe enseñar a llamar las partes íntimas (órganos sexuales) por su nombre y luego según la etapa, irles hablando de los cambios físicos en su cuerpo, su desarrollo biológico, psicológico, social y siempre aclarar las dudas que ellos tengan sobre los temas relacionados a la sexualidad que necesiten conocer

Durante la pre y adolescencia de los hijos y las hijas, es cuando inicia la etapa más crucial, ya que los temas son más sensibles para ambas partes, sin embargo, es comprensible, que si bien, la mayoría de veces no se tienen las respuestas acertadas, debido al mismo temor, vergüenza que sienten los padres y las madres de hablar sobre temas de sexualidad con sus hijos e hijas, es importante buscar información que permita siempre aclararles sus dudas y brindarles una respuesta oportuna y adecuada.

Familia conversando sobre sexualidad

Te invitamos a conversar con tu familia en un ambiente respetuoso, abierto, cálido y de confianza en donde se puedan aclarar dudas de manera conjunta.

TOMÁ NOTA: Un grave error de los padres y madres, es pensar que cuando nuestros hijos o hijas nos preguntan sobre estos temas, es porque ya quieren experimentar o ya están experimentado relaciones sexuales, limitándoles a que puedan consultar de manera confiable, segura y responsable, pero sobre todo que puedan prevenir cualquier riesgo relacionado a la sexualidad. No te adelantés a los hechos y permitirles que te cuenten y pregunten con confianza todas sus dudas y curiosidades al respecto. No hay mejor fuente de información que la que proviene del hogar y de nuestros padres y madres. Vos también podés ser parte del cambio, informales y educales con amor. Juntos también pueden aprender.

¿Quién es el responsable de hablar de sexualidad con los hijos e hijas, el papá o la mamá?

Muchas familias piensan que el papá es el responsable de educar sexualmente al hijo y la mamá a la hija; no negamos que es un poco más sencillo debido a la identificación de género que existe, pero la verdad que esto es indiferente, ya que el hijo o hija se acercará a quién se sienta más cómodo/a y en confianza de preguntar, por lo que tanto madre como padre, deben estar siempre preparados para cualquier interrogante y así asumir la responsabilidad como adultos de educar y orientar sexualmente, de manera adecuada a nuestros hijos e hijas.